El Gobierno nacional se comprometió a girar $2.200 millones adicionales  para rehabilitación del distrito de riego de Repelón, enviar equipo para combatir la enfermedad HLB y propiciar formalización de predios del sector rural.

Un balance positivo para el agro del Atlántico arrojó la reunión que sostuvieron este miércoles, en Bogotá, el gobernador Eduardo Verano de la Rosa; el secretario de Desarrollo Económico, Anatolio Santos; el ministro de Agricultura, Andrés Valencia; y el vicepresidente de la Agencia de Desarrollo Rural (ADR), Mauricio Campos.

Durante el encuentro, el jefe de la cartera de Agricultura nacional anunció recursos adicionales por $2.200 millones para la rehabilitación total del distrito de riego de Repelón, en el sur del Atlántico. Los recursos se adicionan al convenio que está vigente con la Financiera del Desarrollo Territorial (Findeter) por valor de $4.400 millones.

“Con lo anunciado por el ministro Valencia, se alcanzaría la cifra de $6.600 millones de los $11.100 millones que se requieren para rehabilitar el distrito de riego de Repelón. El ministro se comprometió para que, a través de la Agencia de Desarrollo Rural, se giren los recursos restantes para alcanzar el valor final”, expresó Santos.

Anunció que el próximo sábado se firmarán los pagarés correspondientes, trámite indispensable para comenzar el ejercicio del proyecto. “El Ministerio de Agricultura realizará los estudios jurídicos respectivos para lograr los $11.100 millones con que se rehabilitará totalmente el distrito de riego”, detalló.

Otro de los elementos positivos que arrojó la agenda sostenida por los funcionarios de la Gobernación en la capital del país guarda relación con el control de la enfermedad Huanglongbing (HLB), también conocida como enverdecimiento de los cítricos.

En este apartado, se acordó que el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) enviará un equipo de expertos para trabajar, en conjunto con cultivadores atlanticenses, en pro de la erradicación de la HLB. Esta es una enfermedad bacteriana de las plantas que, aunque no es peligrosa para los humanos, destruye la producción, apariencia y valor económico de los árboles de cítricos, y el sabor de la fruta y su jugo.

Por último, el titular de Desarrollo Económico departamental sostuvo que se acordó crear un convenio para propiciar la formalización del sector rural del Atlántico.

“El 61 por ciento de los predios del sector está en condición de informalidad debido a la carencia de titulación, lo que impide el acceso de esta población al crédito. El ministro Valencia, a través de la Agencia Nacional de Tierras, anunció la creación de un plan de trabajo para lograr ese cometido”, anotó Santos.

En lo concerniente a titulación, el funcionario indicó que unos 22.400 predios se hallan en situación de informalidad. Con la realización del convenio, los pequeños propietarios y productores del sector agropecuario tendrán acceso a créditos y planes de financiación que les permitan impulsar sus productos y negocios.

Compartir